Icono blefaroplastia

Blefaroplastia

La blefaroplastia es el procedimiento quirúrgico para eliminar la piel sobrante y bolsas de grasa en los párpados superiores e inferiores.

Durante el proceso de envejecimiento normal, suele aparecer un exceso de piel en el párpado superior y un aumento de las bolsas grasas alrededor de los ojos tanto en el párpado superior como en el inferior, produciendo un aspecto cansado y triste. La blefaroplastia corrige estos cambios con el fin de rejuvenecer la mirada mediante una cirugía en los párpados. Además, la blefaroplastia puede mejorar el campo de visión y la sensación de pesadez.

Información sobre la cirugía:

  • Anestesia: Local y sedación.
  • Tiempo: Blefaroplastia superior: 40 min., Inferior: 1 hora, Completa: 2 horas.
  • Cirugía ambulatoria, no precisa ingreso.
  • Recuperación laboral: 7-10 días.
Reproducir vídeo
Dra. Salomé Abenza operando de blefaroplastia
Fotografía de Juanjo González

“No se trata de cambiar la expresión facial de cada uno sino de proporcionar la mejor versión de nosotros mismos”.

Dra. Salomé Abenza

Especialista en Blefaroplastia

La operación de blefaroplastia en sí misma NO actúa sobre la caída de ceja ni sobre las arrugas de las patas de gallo. Tampoco sobre los ojos hundidos ni sobre cambios en la coloración de la piel ni ojeras. Estas alteraciones requieren otros procesos ya sean quirúrgicos o médicos para ser corregidos.


Los párpados tienen la piel más fina de todo el cuerpo y son estructuras muy complejas y delicadas que se encargan de proteger al ojo, de forma que cualquier alteración en los mismos, puede alterar la salud ocular. Por ello, es fundamental que la cirugía de blefaroplastia sea realizada por un oftalmólogo especialista en oculoplástica, que examinará de forma integral el estado de sus párpados y de su función visual antes de cualquier cirugía, de forma que así se evitan riesgos oculares.


Tanto la blefaroplastia inferior y la blefaroplastia superior es una operación de párpados poco agresiva, con una rápida recuperación. No suele haber dolor tras la intervención, simplemente una sensación de tensión al cerrar los párpados que desaparece en pocos días.


La evaluación antes de la operación de blefaroplastia y la planificación de la misma debe ser individualizada siempre mediante diálogo y escucha activa entre médico y paciente, ya que es la única manera de establecer unos objetivos realistas y conseguir la excelencia en su cirugía de párpados.

Tipos de Blefaroplastia

La blefaroplastia superior consiste en quitar piel y grasa sobrante de los párpados superiores y se realiza por el surco palpebral, con lo que no existirá cicatriz visible tras unos meses. Esta misma incisión puede servirnos para realizar la corrección de una ptosis palpebral (levantamiento de párpados por afectación del músculo) o ptosis de la ceja si existiera, o el tensado del párpado inferior (cantopexia o cantoplastia), si fuera necesario.

Reproducir vídeo

La blefaroplastia inferior para quitar bolsas de grasa alrededor de los ojos, suele tener un abordaje transconjuntival (por dentro del párpado) de tal forma que no hay cicatriz visible y también disminuye el tiempo de cirugía de la blefaroplastia, la recuperación y el riesgo de complicaciones, por lo que suele ser la mejor opción en la mayoría de ocasiones.

La operación de blefaroplastia superior e inferior o de los 4 párpados, consiste en realizar ambos procedimientos a la vez y proporciona los mejores resultados en una sola intervención, aunque alarga unos días el postoperatorio.

La blefaroplastia superior consiste en quitar piel y grasa sobrante de los párpados superiores y se realiza por el surco palpebral, con lo que no existirá cicatriz visible tras unos meses. Esta misma incisión puede servirnos para realizar la corrección de una ptosis palpebral (levantamiento de párpados por afectación del músculo) o ptosis de la ceja si existiera, o el tensado del párpado inferior (cantopexia o cantoplastia), si fuera necesario.

La blefaroplastia inferior para quitar bolsas de grasa alrededor de los ojos, suele tener un abordaje transconjuntival (por dentro del párpado) de tal forma que no hay cicatriz visible y también disminuye el tiempo de cirugía de la blefaroplastia, la recuperación y el riesgo de complicaciones, por lo que suele ser la mejor opción en la mayoría de ocasiones.

La operación de blefaroplastia superior e inferior o de los 4 párpados, consiste en realizar ambos procedimientos a la vez y proporciona los mejores resultados en una sola intervención, aunque alarga unos días el postoperatorio.

Blefaroplastias combinadas

Pregungas frecuentes

Las ojeras se producen por cambios de coloración de la piel fina de los párpados inferiores, justo debajo de los ojos y pueden ser de varias tonalidades: rojo-azuladas, grisáceas o marrones en función del tipo de ojeras. Pueden aparecer a cualquier edad y están relacionadas con la genética, cansancio, estrés,  falta de sueño…

Para su mejoría existen distintos tratamientos médico-estéticos: cremas, láser para ojeras, rellenos…

Las bolsas en los ojos son zonas de elevación en los párpados inferiores por la flacidez de los tejidos que dejan ver los paquetes de bolsas de grasa en los ojos que existen alrededor. En ocasiones se puede asociar a bolsas de líquido en el ojo, lo que agrava aún más el problema, dando un aspecto envejecido y ojos cansados. Suele ser más frecuente en personas de edad más avanzada aunque también pueden ocurrir en gente jóven.

El tratamiento para bolsas en los ojos es siempre quirúrgico, mediante cirugía inferior de blefaroplastia, ya sea vía transconjuntival (por dentro del párpado) o transcutánea (por fuera a través de la piel).

Salomé Abenza - Oftalmóloga especializada en cirugía de párpados

¿Quieres encontrar la mejor solución a tu problema de párpados o rejuvenecer tu mirada?

Contáctame para estudiar tu caso y te ayudaré a resolverlo con las máximas garantías y técnicas más avanzadas.